¿Recuperar clave?
¿Quiere registrarse? Regístrese aquí



 




93171Nº de Visitas: 4.904.787

Contacto E&N



  



Fondos privados cubren 'sotto voce' el déficit de la universidad pública PDF Imprimir E-Mail
jueves, 12 de julio de 2018

Más de la Mitad de las Empresas No Consigue Talentos

Tantos universitarios y tan poco talento: Algo no está funcionando.

Argentina está entre los 11 países que más dificultades presentan a nivel global para cubrir puestos laborales y lidera el ranking en América Latina, según el 52% de los empresarios relevados por ManpowerGroup Argentina para 12° Encuesta Global de Escasez de Talento. El déficit se acentúa en las firmas pequeñas (57%) respecto de las grandes (56%), y principalmente apunta a técnicos industriales, representantes de ventas e ingenieros químicos, electrónicos, civiles y mecánicos. La política universitaria pública, envuelta en sus propias cuitas ideológicas y presupuestarias, hace caso omiso a esta demanda que, para los pensamientos más radicalizados, se trata de una “mercantilización neoliberal”, como medio de reproducción de élites, de clases y de diferenciación entre los países, según se incluyó en el documento final del 3er Encuentro Regional de Universitarios Latinoamericanos realizado en Córdoba.

Rubén Chorny *






Ese sector aboga idealmente por el derecho social y humano en la educación. Pero más allá de la faz discursiva, en la reformista Universidad Nacional de Córdoba se fueron incluyendo participaciones privadas en proyectos orientados a redes corporativas, financiados por firmas como Deheza, Arcor y fondos globales de inversión educativa, como Ilumno, de activa presencia en la principal casa de estudios privada cordobesa, la Universidad Siglo XXI. El rector de la UNC, Hugo Juri, es a la sazón el titular del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN), que agrupa a 58 universidades públicas, y la discreta modalidad de incorporar capitales privados a los planes de estudios marca una tendencia para ir hacia una tercera reforma que asuma y contextualice la demanda laboral que trae consigo la disrupción tecnológica. Es clave para ello que Juri haya contratado al impulsor de la tercera reforma, el catedrático uruguayo Claudio Rama, que goza de prestigio académico y es a la vez un especialista confiable para los inversores privados en educación.


Más de la mitad de los empleadores que participaron en Argentina de la 12° Encuesta de Escasez de Talento desarrollada por ManpowerGroup, Argentina manifestaron tener problemas para cubrir los puestos laborales requeridos para sus respectivas organizaciones, entre los niveles más altos de la región:

-electricistas, soldadores, mecánicos,

-representantes de ventas, controladores de calidad,

-personal técnico, ingenieros: químicos, electrónicos, civiles, mecánicos,

-contadores certificados, auditores, analistas financieros,

-expertos en ciberseguridad, administradores de red, soporte técnico,

-gerentes de proyecto, abogados, investigadores, asistentes administrativos, asistentes personales, recepcionistas de oficina,

-choferes de camión, delivery, construcción, transporte público y

-maestros.


Fueron las posiciones declaradas más difíciles de encontrar en las búsquedas, principalmente por carecer de las habilidades duras y blandas necesarias, en primer término; y luego por falta de candidatos y de experiencia en los que se presentaban, disconformidad con la paga y beneficios ofrecidos.


Lo que más llamó la atención de los analistas en esta edición de la compulsa es que se haya sentido más la carencia de representantes de ventas que de técnicos e ingenieros.


El director nacional de Operaciones de ManpowerGroup Argentina, Fernando Podestá, explicó que “la escasez de talento es un fenómeno que impacta en todas las industrias y organizaciones, pero se acentúa aún más debido a la volatilidad del mercado laboral actual, que impulsa a los empleadores a tratar de conseguir talento con la adecuada combinación de habilidades técnicas y blandas”, sostuvo.


Sin embargo, las empresas deberán entender que es necesario implementar un nuevo abordaje y convertirse en las constructoras del talento que necesitan ahora y en el futuro, en vez de buscar en el mercado a los candidatos ideales”, exhortó.


Inmersa en sus propias cuitas, las 58 casas de estudio estatales agrupadas en el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) no dan respuesta a la demanda laboral que la disrupción tecnológica de estos tiempos genera en los procesos productivos, ahora casi íntegramente orientados a la transformación digital.


Disputa ideológica

Por lo que quedó expuesto en la postrer declaración del 3er Encuentro Regional de Universitarios Latinoamericanos realizado en Córdoba (el primero fue en Cuba en 1996 y después en Colombia 2008), firmado por más de 500 rectores de 46 países, se ha venido librando una sorda disputa ideológica en el alto mando político de las organizaciones académicas.


Tal es así que se impuso en el pronunciamiento final que constara la oposición a firmar “tratados bilaterales o multilaterales de libre comercio que impliquen concebir la educación como un servicio lucrativo”.

200 años de la Reforma Universitaria: ¿Qué dirían aquellos reformados de ésta Universidad?


El director de la página especializada Ahora Educación, Horacio Finoli, resumió de las conclusiones del evento 2 posiciones enfrentadas:

-los que vinculan a la educación pública a un derecho humano que debe estar al alcance de las mayorías y,


-los representados en la denuncia de mercantilización neoliberal, como medio de reproducción de élites, de clases y de diferenciación entre los países.


En el documento se hizo hincapié en que se enfrentan “gobiernos que atacan la autonomía y el financiamiento de nuestras instituciones llegando a la criminalización de estudiantes y académicos”, definición que requería un delicado equilibrio para conciliar en la redacción del texto.


En las horas finales fue laboriosamente logrado entre "el coordinador de la reunión, el radical Francisco Tamarit; el responsable unesquiano de la educación superior latinoamericana, el chileno Pedro Henríquez Guajardo; junto a operadores políticos del dueño de casa y rector de la Casa de Trejo, el ex-ministro de Fernando De la Rúa, Hugo Juri", consignó Finoli.


Pero en el plano doméstico, la secretaria de Políticas Universitarias de la Nación, Danya Tavela, negó ante la prensa, en el hall del Pabellón Argentina de la cuna reformista de la Docta, que la Administración Macri vaya a hacer ajustes presupuestarios en la universidad, aunque en la práctica frenara, a partir de marzo, la remisión de dinero para que ejecuten las partidas vigentes.


Asfixia en lugar de recorte, enmiendan la plana en la intimidad de los rectorados, si bien, acostumbrados a ir a la cola cuando se trata de hacer efectiva la asignación gubernamental, discretamente han ido desarrollando fuentes alternativas de financiamiento con ONG´s, empresas privadas y hasta vertientes educativas de fondos comunes de inversión, como es el caso de la creciente presencia de Ilumno, la red panregional de universidades más grande de educación superior en la región de América Latina y el Caribe, y Laureate, con más de 1 millón de estudiantes en casi 70 instituciones en 25 países de todo el mundo, que otorga títulos y la compañía más grande que se convierte en corporación de beneficencia pública junto a más de 2.800 empresas en 30 estados y el distrito de Columbia, en USA.


Números adversos

Las estadísticas juegan decididamente en contra del cumplimiento del principio de derecho social y humano que esgrime la vieja guardia reformista: de 415.301 ingresantes se gradúa el 30%, o sea, 124.675, mientras en 2002, de 359.266 egresaba el 26,4%, es decir, 94.909.


Así como en Argentina 30 de cada 100 alumnos completan sus estudios, en otros países de la región los números son más alentadores: en Brasil, llega a 50; en Chile, a 60, y en México, son más de 60 los estudiantes que obtienen su diploma.


Pero a contramano de lo que exige estar a tono con la cuarta revolución industrial, la del conocimiento, se reciben 8 mil ingenieros por año frente a 34 mil que se gradúan en sociales, abogacía y psicología. Y en especialidades como metalúrgica, hidráulica, minera y nuclear no llegan al centenar.


El Centro de Estudios de la Educación Argentina (CEA), perteneciente a la Universidad de Belgrano, estipuló que la carrera de psicología acumula más de la mitad de los graduados (5.197) que las 32 ramas de ingeniería juntas.


Alieto Guadagni, titular del CEA, calcula que de 120 mil graduados, alrededor de 60.000 pertenecen al área de ciencias sociales, mientras para una amplia hidrografía hay sólo 5 ingenieros hidráulicos. Y que, para atender un megayacimiento mundial, como Vaca Muerta, los ingenieros en petróleo no pasan de 30.


En cuanto a la salida laboral, las carreras vinculadas a Arte y Humanidades logran un 81% de ocupación, Ciencias Exactas, el 83%, Derecho y Administración 85%, las de Ingeniería 87% e igual porcentaje las de Medicina y otras áreas de la salud.


Alieto Guadagni reclama una asignación más eficiente del gasto en educación pública.


Guadagni tira dos sentencias demoledoras:

-“nuestra matrícula universitaria es del siglo XIX no del XXI” y


-“no hay pobres en la universidad, porque la gratuidad a los pobres no les alcanza y a los ricos les sobra”.


Más allá de ello, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) señaló que el 19% de los argentinos de entre 25 y 34 años tiene un título universitario. De América Latina, sólo Brasil tiene menos recibidos (17%).


Ha sido la defección de la universidad pública antes que una hipotética mercantilización neoliberal la que creó el vacío para que las corporaciones privadas penetren en la epidermis de los claustros públicos, movilizados por su propia necesidad de formar talentos para abastecer sus organizaciones.


Ya en el ámbito privado incursionan en experiencias de gran porte, como la Organización Techint con la Universidad Argentina de la Empresa (UADE) y la asociación con la red Ilumno por parte de la mayor universidad privada cordobesa, la Siglo XXI, que la ha dotado de herramientas claramente diferenciadas en cuanto a sus pares, lo cual se trasladó por ósmosis a la creciente proliferación de proyectos encarados dentro del laboratorios de la Universidad Nacional de Córdoba con un silente mecenazgo de inversores globales.


Hugo Juri, rector de la Universidad Nacional de Córdoba.

El rector, el radical Hugo Juri, es a la sazón el titular del CIN, que tiene como vice al peronista Jaime Perczyk (rector de la Universidad Nacional de Hurlingham), lo cual propaga la modalidad de apertura selectiva a capitales privados en el resto de las casas de estudio públicas del país.


En ese contexto, el nombramiento como asesor en esta variante público-privada del prestigioso catedrático uruguayo Claudio Rama implica encarar lo que en su libro define como tercera reforma -, que obliga a las universidades a diversificar sus fuentes de financiamiento, enfrentar la creciente regulación del Estado (en contraste con el libre mercado de los 90) y decidir su modelo institucional: generalistas o especializadas, volcadas a las necesidades del país o a sus propias prioridades, con la mirada en su región o abiertas al mundo.


Además de la UBA, Córdoba, Santa Fe y Mendoza, la Universidad de Río Negro viene apuntando en esa dirección, comandada por Juan Carlos Del Bello.


En la UBA, Ciencias Económicas ha ido abriendo organizaciones rentadas, como el instituto que mide la productividad, Arklems, a cargo de Ariel Corenberg, y el recientemente inaugurado que se dedica a la calificación de riesgo.



*Periodista. Columnista de Urgente24

 
< Anterior   Siguiente >

 

 

 

 


























































































































  2008 Estrategia y Negocios | Todos los derechos reservados.